Cuidado de los Cachorros

Son  inquietos, incansables, pero adorables.

Los cachorros de perro son capaces de aflorar muy bonitos sentimientos en sus futuros propietarios de quererlos y acariciarlos, lo importante realmente más allá de lo bonitos que puedan ser, es que estos tiernos animales son una gran responsabilidad  porque son seres vivos que pueden acompañarnos durante muchos años y su crecimiento saludable, dependerá completamente de sus propietarios.
Algunas de las situaciones más frecuentes por las que los caninos acuden a la consulta del veterinario, suelen ser  los choques eléctricos, la ingesta de objetos extraños y en algunos casos por ingerir sustancias venenosas las convulsiones  por lo que le daremos algunas recomendaciones de cómo tratar a su mascota ante  la emergencia para luego trasladarlo de manera inmediata al veterinario de su confianza.

CHOQUE ELECTRICO:
Lo sufren con frecuencia los cachorros mordisqueando los cables de lámparas o conexiones eléctricas y después de recibir la descarga el animal se desploma tieso. Antes de colocar al perro debe desenchufarse el aparato al que le mordió el cable. Si el corazón del perro late, pero no respira, se inicia de inmediato la respiración artificial, colocando al perro sobre su costado oprimiendo y liberando el tórax, en forma alterna, haciendo presión sobre el costillar en su borde posterior más alejado. En algunos casos, son beneficiosos los inhalantes aromáticos.

CUERPOS EXTRAÑOS:
Una de las consultas más frecuentes al veterinario tiene que ver con el alojamiento de cuerpos extraños en diversas partes del cuerpo, tanto en perros como en gatos. No es recomendable que jueguen con juguetes pequeños, que en caso de ser tragados podrían causar asfixia. También hay que tener mucho cuidado con las esquirlas de los huesos pequeños y con las ramas de árboles, que suelen resultarles muy atractivas, sobre todo a los cachorros.
Debemos saber que tanto en ojos como en oídos pueden alojarse semillas. Si nuestra mascota sacude la cabeza con frecuencia, la pone hacia un lado o se frota los ojos con la pata o con el borde de algún mueble, podemos estar frente a este peligro. No debemos intentar sacar el cuerpo extraño nosotros mismos, tiene que hacerlo un profesional.

CONVULSIONES:
Durante las convulsiones el perro cae en un estado de inconsciencia que le impide saber lo que está pasando, por ello debe colocarse sobre el piso para evitar que se haga daño. La convulsión pasa y entonces puede manejar al perro con más facilidad, siempre se debe tratar de hacer algo porque la siguiente convulsión no aparezca y dejar pasar la que está ocurriendo.   Contacte a su veterinario de inmediato.

Al momento de querer adquirir  a un cachorro, es vital que logre ver un poco más allá de su momento actual. Intente imaginar el futuro a su lado, con los buenos y no tan buenos momentos. Si le cuesta visualizarlo, déjele la oportunidad a otra persona, que tenga la plena seguridad de querer tenerlo a su lado, porque no es solo una decisión de quien lo ve a primera vista, debe haber un consenso familiar y la plena aceptación de todos los integrantes del núcleo familiar.
El cachorro es un ser vivo inagotable y agotador. Sus primeros días en el hogar pueden oscilar entre la más absoluta tranquilidad y pasividad a una frenética actividad que ponga a prueba  nuestra estabilidad física y mental.

Por: Antonio Álvarez
email: antonivet@hotmail.com


Post recientes


  • post-img

    Walt Disney World

  • post-img

    Secretos de belleza de todo el mundo

  • post-img

    Cuidado de los Cachorros